0

Aumenta el tráfico pero no las ventas: 6 razones

De compras

 

A ver si acertamos: tienes un proyecto online, has optimizado tu web para buscadores para que te encuentren más fácilmente e incluso es posible que te hayas puesto las pilas con AdWords y estés invirtiendo dinero en campañas de publicidad para atraer más visitas. Entonces, ¿por qué aumenta el tráfico que llega a tu web, pero no suben las ventas?

 

Conseguir tráfico es complicado; conseguir que el tráfico se transforme en más ventas, no te quiero ni contar. Y con “ventas” nos referimos no solamente a transacciones propiamente dichas, sino también a conversiones, a conseguir que las visitas realicen una determinada acción. Puede ser comprar un producto, sí, pero también rellenar un formulario, descargarse un ebook o suscribirse a tu newsletter.

 

Si tus visitas no están completando ninguna de las acciones anteriores, es mejor que eches un vistazo a tu web para ver si sufre alguno de los 6 síntomas que se describen a continuación. Si es así, no te preocupes: también te enseñamos cómo arreglar esos problemas y así aumentar las ventas online.

 

Nuestro top 6 de «mataventas»

Atraer gente a tu web para a continuación espantarlos es malo, sí, pero lo puedes solucionar. Aquí tienes 6 «mataventas» o razones por las que aumenta el tráfico pero no las ventas y la solución para cada una de ellas.

 

1. No hay llamada a la acción

Es uno de los errores más comunes y un claro obstáculo para conseguir una conversión. En la mayoría de los casos, el webmaster espera que las visitas se imaginen a dónde tienen que ir y qué deben hacer a continuación. ¡Error! Si tus visitas tienen que ponerse a buscar instrucciones para saber cuál es el siguiente paso, que no te sorprenda que se marchen.

Cómo arreglarlo. Te vamos a dar varios consejos para que te asegures de que tu llamada a la acción (en inglés, call to action o CTA) tenga muchas posibilidades de acabar en venta:

  1. Coloca la llamada a la acción en la parte superior de la página. Que la encuentren de un vistazo y que no tengan que bajar ni un poco. El tamaño de la llamada también debe ser lo suficientemente grande para que puedan localizarla fácilmente.
  2. Sé claro y conciso. Los internautas están muy ocupados y van a toda pastilla de un lado para otro: no les hagas tener que preguntarse qué quieres que hagan. Déjaselo claro, sin misterios. Si quieres que rellenen un formulario, pídeselo en tu llamada a la acción. Si quieres que se descarguen una demo, díselo también.
  3. Tests A/B. Estos tests consisten en dividir a las visitas en dos grupos y enseñarles dos versiones distintas de tu web. Así puedes crear dos llamadas a la acción distintas y analizar cuál te funciona mejor. Hay un montón de programas disponibles para realizar experimentos de este tipo, algunos de pago y otros gratuitos, como los experimentos de contenido de Google Analytics.

En la web de Vilma Núñez encontramos un buen ejemplo de llamada a la acción:

Llamada a la acción en la web de Vilma

Aquí la llamada a la acción está en la parte superior de la página, indica claramente cuál es el paso que la visita debe dar y es lo suficientemente grande para verla con facilidad y que la encuentren apenas aterricen en la web.

 

2. Hay demasiado ruido

Esto es un peligro. Si la página principal o la landing que hayas elegido para hacer una campaña están atestadas, desordenadas o son confusas, las visitas se marcharán en cuestión de segundos. Y si añades música automática u otros fallos de usabilidad a la combinación, ya les puedes decir adiós para siempre.

Cómo arreglarlo.

  1. Menos es más. Asegúrate de que la página principal o la landing en cuestión sean sencillas, limpias y acogedoras. Incluye solamente los elementos gráficos y el texto que necesites para que entiendan lo que quieres transmitir y para indicar a las visitas cuál es el siguiente paso.
  2. Que el contenido sea fácil de ojear. Incluye títulos para cada sección y recuerda que las listas se leen y se entienden con más facilidad que el texto corrido. Sobre todo, es importante que resumas el contenido hasta que quede solamente lo más importante

3. Falta relación con las palabras clave

Lo que ocurre es esto: la gente seguramente estará llegando a tu sitio desde los buscadores y por campañas publicitarias. Cuando haces clic en un anuncio o en un resultado de búsqueda y lo que encuentras en esa web no tiene mucho que ver con lo que estabas buscando, ¿no te vas inmediatamente? Lo que quiero decir es que no puedes “engañar” a la gente para conseguir más visitas, porque si tu página no tiene lo que dices que tiene, habrás perdido tiempo y dinero para nada.

Cómo arreglarlo. Es más fácil de lo que parece: solo tienes que darles lo que estaban buscando. En la página de aterrizaje para ese enlace o anuncio, hazles saber rápidamente que están en el sitio correcto, que el contenido que tienes se corresponde a la perfección con su búsqueda.

Si estás utilizando publicidad, utiliza palabras clave que correspondan a la página de aterrizaje. No importa si estás usando PPC, anuncios en Facebook o en Twitter. Por ejemplo, si creas un anuncio relacionado con la organización de bodas, debería aparecer para la gente que busque “organización de bodas” y aterrizar directamente en la parte de tu web que trata este tema.

 

4. No muestras sellos de confianza

A menos que tengas una empresa enorme, como Amazon, la gente no va a confiar en ti nada más entrar a tu web. Antes de creerse lo que dices y enviarte sus datos personales e información de pago, van a ojear tu web para ver si realmente mereces su confianza. Buscarán indicadores de fiabilidad que les hagan sentir cómodos antes de realizar una compra y, si no los encuentran, se marcharán.

Cómo arreglarlo. Demuéstrales que tienes la solución a su problema, añadiendo a tu sitio sellos de confianza que los tranquilicen y creen una experiencia fiable. Puedes leer este post en el que te damos 5 trucos para generar confianza entre tus usuarios. Los testimonios de otros clientes, por ejemplo, son una buena forma de hacer saber a las visitas que hacer negocios contigo es seguro y provechoso. En la revista MacToday lo saben y los han utilizado:

 

Testimonios de clientes de la revista MacToday

 

5. Tus productos son difíciles de entender

Si te pasa como a nosotros y vendes productos que son un poco complejos o que las visitas tienen problemas para imaginar cómo funcionan, cómo utilizarlos o cómo les pueden ayudar a resolver el problema que tienen, no esperes que se lean un manual técnico. Es algo habitual cuando te dedicas a comercializar software, productos de electrónica o hasta máquinas de fitness.

Cómo arreglarlo. Los vídeos mejoran las probabilidades de compra en un 74%, porque puedes enseñar cómo funciona el producto y el aspecto que tiene. El 80% de la gente recuerda lo que ha visto y el 46% decide continuar investigando. Son porcentajes que no se pueden pasar por alto. Es algo en lo que nosotros mismos estamos trabajando, para continuar mejorando nuestra web.

 

6. No transmites ganas de ayudar

Es posible que estés centrando tu web en comunicar lo estupendo que es tu producto y, aunque no lo parezca, esta estrategia puede alejar de ti a algunas visitas. Ten en cuenta que ellos entran buscando la solución a un problema que tienen, de modo que lo que esperan encontrar es información que les garantice que toman la decisión correcta si te compran a ti ese producto. En definitiva, debes decirles cómo el producto puede ayudarles a resolver su problema.

La mayoría de las visitas que llegan a tu web no están listas para comprar aún, sino que están simplemente investigando y comparando. Si te limitas a anunciar un producto, se quedarán con la web de un competidor en la que les proporcionen información útil para ellos.

Cómo arreglarlo. Comparte contenido útil para tus visitas en forma de posts en un blog, vídeos, tutoriales, podcasts, guías, Preguntas Frecuentes o cualquier otro formato que se te ocurra. Es publicidad inteligente porque muestras tu voluntad de ayudar, generas confianza y, al mismo tiempo, presumes de conocimientos en la materia. Por supuesto, también resulta en un mayor número de ventas.

 

Te toca. ¿Tienes otras ideas para aumentar las ventas en internet y convertir a las visitas en clientes? Puedes dejar un comentario para compartir los consejos y trucos que te han funcionado a ti.

Andrea Barreiro

Andrea Barreiro

Andrea trabaja en Host Europe desde 2012. Es parte del equipo de marketing y supervisa la actividad en redes, el blog, actualiza la web, gestiona el email marketing y desarrolla otras iniciativas con nuestros clientes.

More Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *